MALDITOS

MALDITOS

Si sos kirchnerista pero estás de acuerdo en la protesta contra la megaminería contaminante, podés ayudar a tu gobierno pegándote vos mismo.

Una BANDA que causa FURIA: Los BARRICKTURROS

Una BANDA que causa FURIA: Los BARRICKTURROS

Se reinstala el debate por la energía atómica


Tras el cuarto encuentro de la Unión de Asambleas Ciudadanas (UAC) Litoral realizado en Paraná, se conocieron las conclusiones de la jornada de trabajo en torno a problemáticas socioambientales. En ese marco, EL DIARIO entrevistó a Javier Rodríguez Pardo, uno de los referentes por la lucha en pos de la energía sustentable.


Papeleras, siembra dependiente de agrotóxicos, cambio del uso de la tierra, minería a cielo abierto, represamientos fueron algunos de los temas que se tocaron en el 4º Encuentro de la Unión de Asambleas Ciudadanas Litoral realizado en Paraná, en la Escuela de Comercio 1 Justo José de Urquiza. 
Tras la jornada de debate, en torno de problemáticas socioambientales, se trabajó para sistematizar las conclusiones del evento, que ahora se difundieron. Los asambleístas se solidarizaron “con el bloqueo selectivo en el Alto Carrizal contra las megamineras contaminantes” comprometiéndose a “articular acciones concretas atendiendo a las necesidades de los compañeros y compañeras que están allí poniendo el cuerpo, deteniendo el paso de los camiones, cada día y cada noche”. 
También se planificará “una declaración en repudio a la presencia de comando sur estadounidense en la región del Litoral, con cartas a las autoridades provinciales y nacionales”, además de participar de la acción que se desarrollará el próximo 25 de mayo en Resistencia”, donde –señalan– se ha establecido personal militar extranjero. Por otra parte, se decidió “rechazar las obras de dragado del río Uruguay, participar, apoyar y difundir el encuentro de iniciativas sustentables a realizarse en junio en la provincia de Corrientes, hacer aportes de material para el trabajo en escuelas y trabajar para “el desarrollo de la biblioteca pedagógica ambiental”. 
Por último, la Unión de Asambleas Ciudadanas decidió encontrarse nuevamente en el mes de septiembre en Rosario para realizar el 5º encuentro regional. 
En este marco, EL DIARIO dialogó con Javier Rodríguez Pardo, referente de organizaciones socioambientales patagónicas, sobre uno de los temas que está preocupando a la UAC: la matriz energética. 

Debate por la energía. Rodríguez Pardo, a cargo de presentar en el Encuentro el tema de la situación del proyecto nuclear en la Argentina, es referente de la Unión de Asambleas Ciudadanas nacional, y miembro de Renace (Red Nacional de Acción Ecologista), periodista y ambientalista. Ha escrito el libro “Vienen por el oro. Vienen por todo”, donde denuncia los negocios detrás de la explotación minera. 
“Lo que queremos es hacer un debate nuclear a nivel nacional, discutir la matriz energética que necesitan los pueblos, ofrecer las energías alternativas aplicables en la vasta geografía del territorio nacional, energías solar, eólica, maremotriz y demás”, comenzó diciendo el ambientalista en diálogo con EL DIARIO. 
“Queremos poner en debate por qué y para qué, y para quiénes es esa energía, que está en línea directa con las trasnacionales que operan en el país: una empresa como la Alumbrera (la mina) consume el 80% de la energía de todo el pueblo de Tucumán y sus industrias. Y hay una cantidad de proyectos mineros de envergadura equivalente o más, como Agua Rica en Catamarca, Pascua Lama San Juan, que necesitan esos insumos: energía y agua en abundancia”. 

Legislación. Las asambleas se oponen a los lineamientos del “plan energético nacional, que implica la generación de energías contaminantes que en los países del primer mundo están siendo dadas de baja”, explicó Rodríguez Pardo. En la Argentina –dijo– “apostamos al carbón, al petróleo, al gas”, consideró y se detuvo “en la energía nuclear: la discusión no está instalada, no comenzó ni a pensarse en eso. Se está barajando tener cuatro centrales en actividad para el complejo de Atucha, 100 kilómetros aguas arriba de la ciudad de Buenos Aires. Esta discusión queremos darla en todos lados, en las universidades, en las asambleas, de forma participativa. No queremos que la voluntad de los pueblos sea representada por voluntades compradas, y en eso estamos”, señaló el ambientalista. 
Rodríguez Pardo informó entonces que existe en la Argentina una ley que fija la realización de consultas populares en las provincias siempre que surja un proyecto nuclear para el territorio. “En 1996 conseguimos que se sancionara una ley que impide las instalaciones nucleares relevantes rechazadas por la provincia elegida (para instalar el reactor o el basurero nuclear)”, precisó, en referencia a la norma que surgió tras el intento de habilitar un basurero nuclear –repositorio de residuos radioactivos– en la provincia de Chubut en 1986, proyecto que fue rechazado por la ciudadanía. 

Consulta. Ahora, las asambleas están pidiendo que se aplique esta normativa en caso de resurgir los planes nucleares. “Si mañana el Estado nacional quiere poner una central nuclear en Formosa, la ley obliga a que se consulte a la provincia acerca del proyecto. Debemos tenerla en cuenta y aplicarla en caso de que quieran llevar adelante instalaciones nucleares relevantes,”, indicó Rodríguez Pardo. 

Leyes 

Explica Javier Rodríguez Pardo que los ciudadanos de cualquier provincia argentina donde se pretenda ubicar una instalación nuclear relevante (reactor o repositorio de residuos radioactivos) pueden recurrir a la ley 24.804, artículos 11 y 12 (decisión de las provincias). Asimismo, ante la aparición de un proyecto nuclear en su territorio, “los ciudadanos deben exigir que se respete la instancia participativa del pueblo de acuerdo con lo establecido en los artículos 19, 20 y 21 de la ley 25.675 (Ley General del Ambiente). 

Respuestas 

En diálogo con EL DIARIO, Javier Rodríguez Pardo respondió a la pregunta de por qué el Estado argentino sigue apostando a la energía nuclear. Dijo que entre Atucha y Embalse Río Tercero no generan el 4% de toda la energía que consume el país, con lo cual la Nación podría funcionar sin los reactores. 
–¿Por qué se insiste entonces con los reactores? 
–En realidad hay gobiernos que creen que la energía nuclear les permite contar con un poder, el poder atómico, y participar así en el club de los elegidos, con las potencias nucleares. Pero es momento de que los países de América latina, México, Brasil, Argentina, por lo menos se debata el tema, cuando en Europa han tomado ya la decisión –en Alemania, en Italia– de no contar con energía nuclear eléctrica. 
–¿Se ha resuelto ya qué hacer con los residuos? 
–En Estados Unidos la comisión de energía atómica determinó que cuesta más la gestión de los residuos radiactivos que la energía misma. EE.UU. no tiene repositorios definitivos de desechos de alta actividad (la vida del plutonio por ejemplo es de 250 mil años). Para los de alta actividad se necesita un lugar adecuado, donde el agua no toque los contenedores. Pero tarde o temprano se van a abrir: son tambores de acero envueltos en plomo. Se sigue arrojando lo residuos al océano, los de corta y media actividad los arrojan al mar, los de alta actividad deben tener en cambio una gestión definitiva.
http://www.eldiario.com.ar/diario/interes-general/nota.php?id=44830

0 Comments:

Post a Comment



MARCHA DE LOS PUEBLOS 9/12/11

BOLETIN DE NOTICIAS de MOVIDA AMBIENTAL - Designer: Douglas Bowman | Dimodifikasi oleh Abdul Munir Original Posting Rounders 3 Column